domingo, 9 de enero de 2022

Para que un país colapse...

Entresacado un poco de aquí, un poco de allí y un poco del magín, esto 👇🏻

El colapso de cualquier país no requiere del uso de bombas atómicas o de misiles de largo alcance. Para ello basta con bajar la calidad de la educación y permitir que los estudiantes aprueben sus estudios sin realmente haber adquirido los conocimientos que les correspondía.

El liderazgo poco inspirador proviene del líder que aprobó sin aprender.

Las malas leyes las hace el político que aprobó sin aprender.

Las acciones injustificables y/o antipatrióticas son apoyadas por los ciudadanos que aprobaron sin aprender.

El dinero se despilfarra a manos de gestores privados y públicos que aprobaron sin aprender.

La justicia desaparece en manos de jueces que aprobaron sin aprender.

La información a medias o no verificada la da el periodista que aprobó sin aprender.

La mala gestión pública y el mal servicio al ciudadano corre a cargo del funcionario que aprobó sin aprender.

Los análisis a medias y esencialmente subjetivos los ofrecen las organizaciones de la sociedad civil cuyos dirigentes aprobaron sin aprender.

Los edificios se derrumban por culpa de ingenieros y arquitectos que aprobaron sin aprender.

Los pacientes mueren a manos del médico que aprobó sin aprender.

La ignorancia inunda las mentes de los niños que son educados por profesores que aprobaron sin aprender.

El colapso de la educación es el colapso de la nación.


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Sé buena persona y por favor no castigues mis marchitas neuronas con otra escritura que no sea la respetuosa con la puntuación y la ortografía, el censor que llevo dentro te lo recompensará continuando dormido.